Razones comunes por las que tu tienda virtual demora en cargar

0

El comercio online provee una solución efectiva para clientes que no tienen tiempo para realizar comprar o para clientes que no quieren salir de la comodidad de sus casas. Asimismo, uno puede comprar a distancia por medio de una tienda virtual, desde cualquier país y el producto llega a sus manos de igual manera. El comercio online probablemente seguirá expandiéndose en los próximos años.

Por esta razón, ya que tus cliente potenciales, ante todo, valoran la velocidad de tu tienda virtual, es importante asegurarte que tu sitio web corra sin problemas.

A continuación veremos alguna de las razones comunes por las cuales tu tienda virtual podría estar tardando en cargar.

Optimización inadecuada de imágenes

Cualquier recurso gráfico afecta el tiempo de carga de tu sitio web. Si las imágenes no han sido correctamente optimizadas para su uso en web se demorarán en cargar. Como ya hemos mencionado en entradas anteriores, el tiempo de respuesta de una página web es fundamente para el usuario.

Mala compresión de páginas web

Muchos sitios web tienen muchas páginas por todo el volumen de información que manejan. Si estas páginas no han sido correctamente comprimidas afectarán el tiempo de respuesta de tu sitio.

Pésima calidad de servidor web

Deberías tener mucho cuidado al elegir tu proveedor de hosting. Existen muchos en el mercado que son bastante baratos, pero la mayoría de veces es porque el tiempo de respuesta no es igual al de otros sitios web. Es mejor elegir un proveedor confiable y certificado.

Uso de flash

Flash se emplea en particular para la parte gráfica de la interfaz de usuario. Pero utilizar mucho flash en tu sitio web puede afectar su velocidad de carga.

Uso de contenido dinámico

En la actualidad, se desarrollan sitios web con contenido dinámico. Este tipo de sitios web generan las páginas desde la base de datos por lo que su tiempo de respuesta es más largo que los sitios de contenido estático.

Datos incrustados de fuentes externas

Muchos sitios web añaden recursos externos como videos de Youtube, por ejemplo, lo cual tiene sus efectos secundarios en la carga de la página y a la vez, afecta a todo el sitio.

Códigos largos

Algunos sitios web son creados con páginas y páginas de códigos. Como es de esperarse, esta información demora en procesarse. Por lo tanto, debes mantener tus códigos cortos y compactos para reducir el tamaño de archivo. Para dicho propósito, puedes emplear cualquiera de los siguientes métodos:

  • Quitar espacios en blanco que no son necesarios
  • Utilizar un layout basado en CSS
  • Enlazar a CSS y Javascript desde fuentes externas
Comparte este post.
Artículos Recomendados Para Tí:

Escribe tu comentario