4 técnicas para lograr un sitio web ordenado sin tomar en cuenta el layout

0

Una de las principales características que todo sitio web debe tener es la organización de sus elementos. Este orden permite que el usuario pueda “leer” correctamente y entender de forma inmediata el mensaje. Por esta razón, el orden se convierte en una característica esencial de todo gran sitio web.

Para lograr un sitio web ordenado es necesario estructurar adecuadamente el sitio web, tener en cuenta el volumen de contenido y crear una layout apropiada. Estos los factores principales por los cuales tu sitio web podría lucir desorganizado o saturado de elementos. Si has analizado y descartado estas razones, es posible que existan otros motivos por los cuales tu sitio web sigue luciendo desorganizado.

En este artículo te mencionamos cuatro posibles acciones a tomar si has notado que tu sitio web luce desorganizado.

Reduce la extensión de los textos en descripciones y explicaciones

El texto es un importante elemento en todo sitio web pues no solo permite comunicar un mensaje, sino que también lo puede reforzar mediante un uso adecuado de fuentes que deben ser complementarias a las imágenes y demás elementos visuales que forman parte del sitio web.

Ya que el texto es un elemento esencial, debes asegurarte de redactarlo de forma apropiada y conocer los patrones de lectura de los usuarios para poder crear una composición visualmente atractiva. Asimismo, es importante notar que los usuarios no leen todo el contenido de un sitio web, sino que escanean las páginas hasta encontrar la sección que más les interesa. Este es un hábito que incluso ponen en práctica en blogs y diarios online para verificar si la noticia realmente es de su interés o porque sólo están interesados en una parte de la misma. En una página web es mucho más común que se escanee para encontrar la sección o información que sea de su interés.

Realmente debes tomar en cuenta este hábito para poder redactar contenido en tu página web. Revisa si existen palabras innecesarias en cada oración. Analiza como puedes acortar los párrafos y eliminar oraciones redundantes. Verifica cuidadosamente todo el texto que has redactado para el sitio web y encuentra formas de reducir el número de palabras en descripciones y explicaciones.

Elimina los elementos decorativos

Cuando se trata de elementos visuales, a menudo podemos tomar la decisión de añadir decoraciones para darle un toque especial a la composición y puede que a nivel estético las decoraciones elegidas funcionen, a menudo es una decisión que puede poner en riesgo la experiencia de usuario pues afecta la legibilidad del sitio web.

Usualmente las decoraciones se suelen colocar en el fondo y por esta razón pueden causar ciertos inconvenientes cuando el usuario intenta leer un texto o ver alguna imagen o icono. Si estos elementos están interrumpiendo la correcta lectura del sitio web, entonces deberían ser eliminados.

Si en un sitio web se ha añadido un elemento puramente decorativo y éste tiene un efecto negativo en la legibilidad del sitio web, entonces debería ser eliminado sin duda alguna. Revisa tu sitio web y verifica si existe algún elemento que esté afectando la experiencia de usuario.

Reutiliza elementos de diseño de manera coherente

En toda composición de diseño se debe tener unidad y variedad. Unidad hace referencia a que la composición en sí se vea como un todo, como un conjunto. Y variedad hace referencia a que se empleen distintos elementos para enriquecer dicha composición.

En cuanto a la variedad puede ponerse en práctica en un diseño web cuando se utilizan imágenes, texto, videos, iconos y otros elementos que forman parte de la composición. Por otro lado, la unidad de la composición tiene que ver con mantener un estilo coherente en todo el sitio web, es decir, emplear una sola paleta de colores, establecer tipo de fuente y tamaños para títulos y cuerpo de texto, mantener el mismo estilo fotográfico, seleccionar iconos que tengan una misma línea gráfica, etc.

Establecer un estilo para el sitio web permite que el diseño se vea como una unidad y evita malentendidos de parte de los usuarios. Analiza si tu sitio presenta una paleta de colores coherente y si reutilizas adecuadamente todos los elementos de diseño que empleas en la composición.

Establece un solo objetivo por cada página

Como diseñador web es importante que primero tengas en cuenta los objetivos del sitio web y de la empresa antes de empezar a diseñar. Pero eso no es todo, también es esencial que entiendas el propósito de cada página. De esta forma, puedes centrarte en incluir solo elementos que realmente contribuyan al propósito de cada página. Esta es una estrategia que te ayuda a añadir solo los elementos necesarios en el sitio web y permite que el diseño se va más organizado.

Es importante que establezcas un solo objetivo por cada página del sitio. Los objetivos pueden ser variados, desde obtener el registro de un nuevo usuario hasta la suscripción para un boletín de noticias. Analiza y determina cuál es el objetivo de cada página antes de pensar en los elementos de diseño que quieres añadir. De esta forma crear una página web centrada en un solo objetivo y se incrementan las posibilidades de que los usuarios realicen la acción deseada.

En conclusión…

Esperamos que algunas de las técnicas mencionadas en este artículo te hayan servido para organizar mejor tu sitio web. Como ves, en ocasiones el hecho de que un sitio web se vea saturado o desorganizado puede deberse a otras razones. Un análisis cuidadoso del diseño de tu sitio debería darte una pista sobre los elementos que están fallando para que puedas corregirlos y lograr un sitio web ordenado.

Comparte este post.

Escribe tu comentario