Consejos que puedes poner en práctica a diario para ser un mejor programador

1

En la actualidad, el conocimiento está al alcance de cualquier persona con una conexión a internet estable. Existen diversos conocimientos que pueden aprenderse por internet en la actualidades, desde tareas puntuales como puede ser realizar algún postre hasta temas que requieren mayor dedicación y tiempo como es la programación.

A pesar de que se puede aprender a programar por internet estos días, no se llega a ser un buen programador de la noche a la mañana. Deberás dedicarte a esta labor día a día y no sólo realizar muchos proyectos, sino también centrarte en mejorar ciertas habilidades y desarrollar una serie de hábitos.

En este artículo te mencionamos algunos consejos para ser un mejor programador. Estos consejos pueden ponerse en práctica en tu día a día, mientras realizas algún proyecto personal que sea de tu interés.

Escribir un código ordenado y legible

Aunque utilizas funciones y un lenguaje que es traducida por los ordenadores, no implica que sólo debas dedicarte a programar exclusivamente para ordenadores. Es probable que tu código sea visto por otros miembros de la comunidad, particularmente si estás trabajando en un plugin para ofrecerlo de modo gratuito en GitHub o si deseas colaborar en un proyecto con otros desarrolladores. En ambos casos, el código debe esta correctamente estructurado y debes seguir cierta coherencia al momento de escribir tu código, por ejemplo establecer la sangría y los saltos de línea puede ser de gran utilidad.

Incluso si estás pensando en desarrollar tu código para ti, ya sea a modo de práctica o por algún otro proyecto personal, es importante que el código sea simple pues en el caso de que dejes de lado el proyecto y te dediques a otras cosas, al retomarlo será más sencillo para ti entender el código que has desarrollado.

En resumen, mantener tu código sencillo y colocar anotaciones donde corresponda puede ser un recurso que te ahorre mucho tiempo a futuro. Un código legible te permite trabajar en equipo y agiliza el proceso de desarrollo en fases posteriores.

No evitar la fase de depuración

Es prácticamente imposible que un código recientemente redactado y sin ninguna revisión no tenga ningún tipo de error. Incluso si has sido extremadamente cuidadoso y has mantenido tu código estructurado, es posible que hayas pasado por alto algún detalle. Sin pruebas no puedes identificar del todo si el código esta 100% correcto.

En base a las pruebas podrás detectar errores y corregirlos. En esta fase de depuración también se optimiza el código y existen diversas herramientas que puedes utilizar para este propósito. Esto es bastante conveniente pues en muchos casos un código puede tener más de 100 líneas y revisarlas una a una no es realmente productivo.

La fase de depuración puede ser una de tus menos favoritas, pero no debes evitarla pues es una etapa necesaria del proceso de desarrollo. Deberás emplear las mejores herramientas de depuración que te permitan agilizar y facilitar esta etapa del proceso.

Utilizar controladores de versiones

Los sistemas de control de versiones son aplicaciones de gran utilidad cuando se está colaborando con otros desarrolladores en un mismo proyecto, estás desarrollando un proyecto de código abierto o simplemente tienes la certeza de que el proyecto tendrá actualizaciones a futuro. Como su nombre indica, permite controlar los cambios que se han realizado en las diferentes versiones del código fuente que has compartido. De esta manera, no sólo tienes un historial de los cambios y mejoras, sino que puedes regresar a otras versiones sin mayores dificultades.

Como programador, en algún punto de tu carrera deberás realizar un control de versiones y si bien es cierto que este proceso puede hacerse de forma manual, aprender a utilizar un sistema de control de versiones permitirá agilizar el proceso pues muchas tareas y acciones se simplifican. Además, si decides emplear uno de los más populares como Git, podrás formar parte de una gran comunidad.

Elegir herramientas con mayores capacidades según la dificultad del proyecto

Una herramienta distinta puede hacer la diferencia en tus proyectos. Algunas de estas herramientas poseen opciones básicas y son ideales para proyectos sencillos, no hacen falta que posean características avanzadas. Por otro, para proyectos más complejos, tal vez sí sea necesario utilizar un editor de código con mayores capacidades o incluso un IDE si así lo requiere el proyecto.

Aunque tu destreza como programador no está relacionada a las herramientas que empleas, en ocasiones utilizar una aplicación con características más avanzadas puede ser la herramienta que permite agilizar tu proceso de desarrollo y disminuir el tiempo de programación. Así que averigua sobre diversas aplicaciones, experimente con ellas, determina con cuáles te sientes más cómodo y cuáles son las ideales según el tipo de proyecto en el que estés a cargo.

Planificar antes de abrir cualquier programa

Una de las definiciones de “planificar” según la Real Academia de la Lengua Española es “hacer plan o proyecto de una acción”. Los diseñadores web ya están familiarizados con esta palabra pues en todo proyecto realizan una cuidadosa fase de planificación. Sin embargo, los desarrolladores también pueden beneficiarse de este concepto. ¿Cómo ponerlo en práctica? Pues apuntando los pasos a seguir antes de escribir el código. Después de todo, la programación se basa en el pensamiento lógico y planificar es un excelente ejercicio para poner en práctica esta habilidad.

Además, planificar no sólo pone en práctica tu pensamiento lógico, sino que evita que pierdas tiempo a final de cuentas. Aunque este ejercicio no te parezca de utilidad, te animamos a probarlo a conciencia y descubrir las ventajas que se obtienen cuando se realiza de manera adecuada.

Evita añadir características innecesarias

Cuando vas aprendiendo más de cierto lenguaje de programación, tienes un deseo de demostrar cuánto sabes. Deseas poner en práctica cuanto antes estos conocimientos en diversos proyectos. Este deseo podría traducirse a añadir características complicadas o inusuales a cierta aplicación cuando en realidad no son necesarias para el objetivo final de la misma. Como podrás imaginarte, esta es una situación que debería evitarse a toda costa pues, por sobre todo, la aplicación debería ser funcional y cualquier característica adicional que no sea beneficiosa para la experiencia de usuario debería eliminarse.

Antes de añadir características a tus aplicaciones, te recomendamos analizar cuidadosamente los motivos por los cuales deseas incorporar dicha característica. De esta manera podrás darte cuenta si estás añadiendo ciertas funciones sólo para presumir de tus nuevas habilidades o conocimiento.

En conclusión…

Para ser un buen programador no sólo hace falta dominar uno o más lenguajes de programación. Existen una serie de características que debe poseer todo desarrollador, así como una larga lista de habilidades que deben desarrollarse en el día a día. Sin importar cuál sea el lenguaje en el que hayas decidido especializarte o el que emplees para algún proyecto en particular, estos consejos permitirán convertirte en un mejor programador con cada nuevo proyecto en el que participes, ya sea un proyecto por encargo o un proyecto personal.

Comparte este post.

1 Comment

  1. Mi enhorabuena por el buen contenido de vuestros posts y vuestros cursos, estoy haciendo el Master de Programación web y está muy bien, me está viniendo perfecto para refrescar conceptos y aprender cosas nuevas.

Escribe tu comentario